20.04.18

Tino Morán Alba, un chico de los suburbios de León que nació artista.

Ha sido una apasionante tarde, en la que todos sin excepción, estábamos absortos escuchando al maestro. Una vida de esfuerzo y sacrificio, de un niño que quería ser poeta, actor, bailarín, y amaba la música clásica.

Después de realizar el servicio militar, inevitablemente tuvo que tomar una decisión al sentir “la llamada de la danza”. Se fue a Madrid con el apoyo incondicional de su abuela, y al llegar a la capital se encontró que lo único que tenia era su ilusión, su espíritu soñador. Poco a poco fue encontrando el camino, pero a base de pasar no pocas penurias y necesidades. Un ejemplo de voluntad y amor por el ballet.

En cada una de sus anécdotas, contadas de forma campechana, entusiasta, con entrega total al público; nos ha transportado desde la época en que tuvo su primera oportunidad con el maestro Luis Fuente, hasta su actual puesto como Maestro del Ballet Nacional de España. Ha sido una experiencia extraordinaria escuchar como ha ido creciendo un artista, que hoy nos llena de orgullo.

Nos alegramos maestro de que cumpliera su sueño, de tenerle esta tarde con nosotros, acompañado por la bonita familia que ha formado, su esposa Marisa Mateo, que siempre estuvo a su lado, y sus maravillosos hijos.




Be sociable share - Se sociable. Comparte.


© Prohibida la reproducción total o parcial de textos, fotos y videos sin autorización escrita de sus autores.
(Los textos, fotos y videos utilizados en esta publicación son propiedad intelectual de sus autores y a los efectos previstos en el art.32.1, párrafo segundo, del TRLPI, se prohibe expresamente su reproducción, total o parcial, sin autorización previa por escrito.)